Martes, 19 noviembre 2019


Relacionadas

 


Cruz Roja distribuye 2,7 millones de kilogramos de alimentos en la provincia



MÁLAGA, 9 Dic. (EUROPA PRESS) -

Cruz Roja Española está desarrollando en la provincia de Málaga, al igual que en el conjunto de España, el Plan 2011 de Ayuda Alimentaria, que depende del Fondo Español de Garantía Agraria (FEGA), y que supondrá la distribución de 2,7 millones de kilogramos y litros de alimentos en tres fases.

Las dos primeras se han realizado durante los meses de abril y mayo –ya ejecutada– y de octubre a diciembre –aún vigente–, mientras que la tercera y última se desarrollará en los meses de febrero y marzo de 2012.

Hasta el momento, en esta segunda fase, se han repartido alimentos a 124 asociaciones y entidades de la provincia, que, a su vez, los están haciendo llegar a un número total de beneficiarios estimado en 74.298. Concretamente, Cruz Roja Málaga está distribuyendo un total de 904.291 kilogramos y litros de alimentos en esta fase, lo que sumado a la primera hace un total de 1,8 millones.

En la tercera fase, ya en 2012, el total también estará en torno a los 900.000 kilogramos. Entre los alimentos a distribuir figuran productos como arroz, bebida pasteurizada, cacao soluble, caldo de carne, cereales infantiles, crema de verduras, pasta, fideos, galletas, harina, leche de continuación, leche UHT, natillas, queso fundido o tomate frito, según ha informado Cruz Roja en un comunicado.

Esta ayuda va dirigida a individuos o grupos familiares especialmente vulnerables, como son núcleos familiares con menores y/o personas mayores a su cargo, familias monoparentales, personas con discapacidad física, psíquica o sensorial, incapacitadas para el trabajo o afectadas por toxicomanías o sida, menores en situación de desamparo, mujeres maltratadas, minorías étnicas, inmigrantes, refugiados, asilados, exreclusos, transeúntes, y mayores con las pensiones más bajas.

En toda la geografía nacional el reparto supera los 67 millones de kilogramos y litros de alimentos y ayuda a unas 900.000 personas, según el Plan 2011. Esto supone que el número de beneficiarios aumentará en más de 200.000 personas con respecto a 2010, en el que Cruz Roja repartió alimentos a unas 700.000 personas. El coste total de esta campaña en 2011 es de 74 millones de euros.

Este plan de ayuda alimentaria es una iniciativa de la Unión Europea, financiada con fondos comunitarios dentro de la Política Agraria Común, que viene desarrollándose desde hace 25 años. Cada año, la Comisión Europea aprueba la asignación de los recursos financieros concedidos a los estados miembros que así lo han solicitado, para el suministro de alimentos, preferentemente de las existencias de intervención pública, entre las personas más necesitadas.