Jueves, 27 noviembre 2014


Relacionadas

 


PP-A traslada a Gracia la propuesta de Arenas como candidato a la Presidencia de la Junta



26 de abril

El secretario general del PP-A, Antonio Sanz, y el portavoz del grupo parlamentario popular, Carlos Rojas, han trasladado este jueves al presidente del Parlamento andaluz, Manuel Gracia, la propuesta de Javier Arenas, presidente del PP-A, como su candidato a la Presidencia de la Junta en la sesión de investidura.

Así se ha pronunciado Sanz, después de que ambos dirigentes hayan mantenido un encuentro con el presidente de la Cámara andaluza, en el marco de la ronda de consultas que Gracia ha celebrado este jueves con los portavoces de los grupos políticos previa a su propuesta oficial del candidato a la Presidencia de la Junta.

En declaraciones a los periodistas, el ‘número dos’ de los ‘populares’ andaluces ha considerado “obvio” que la formación proponga a Arenas, al haber sido el candidato del partido que ha ganado las pasadas elecciones autonómicas en Andalucía y que más escaños tiene en la Cámara en la presente legislatura.

No obstante, ha dicho que su formación es consciente de que todo camina, según las negociaciones establecidas entre PSOE-A e IULV-CA, a un “gobierno de perdedores”. “Serán la segunda y tercera fuerza política quienes gobiernen, con una fotocopia mimética de pactos ya conocidos como los de Sevilla, Córdoba o Jaén, que tanto retroceso y tanta pérdida de oportunidades trajo a esas ciudades”, ha apuntado.

GRIÑÁN SERÁ PRESIDENTE “DE LA MITAD DEL GOBIERNO”

En esta línea, Sanz ha advertido de que se va iniciar esta novena legislatura con una circunstancia “bastante llamativa”. Y es que, según ha indicado, el actual presidente en funciones de la Junta, José Antonio Griñán, puede ser reelegido en el cargo “sin haber ganado ni una sola elección. La primera vez recibió la Presidencia por herencia de Chaves y ahora IU se la regala”.

Tras destacar la importancia de un gobierno “fuerte, estable y unido”, Antonio Sanz se ha mostrado convencido de que el futuro gobierno de coalición estará “dividido en mitades”. En su opinión, “todo indica a que Griñán vaya a terminar siendo presidente de la mitad del gobierno”, con la repercusión “negativa” que ello tendrá para Andalucía, “que camina hacia un desgobierno del gobierno”.