Miércoles, 23 octubre 2019


Relacionadas

 


Ecologistas en Acción otorga seis ‘banderas negras’ al litoral onubense



10 de junio

Ecologistas en Acción ha otorgado un año más seis ‘banderas negras’ al litoral onubense –Matalascañas, Mazagón, Isla Canela, El Portil, Punta Umbría y la ría de Huelva– en su campaña para denunciar públicamente aquellas playas o tramos de costa que sufren vertidos contaminantes, agresiones urbanísticas o cualquiera otra actuación que ocasione una pérdida de calidad ambiental del litoral.

Así, en esta campaña la asociación ecologista ha vuelto a señalar a la playa de Isla Canela (Ayamonte) por considerar que está “perdiendo sus valores naturales y sus arenas en numerosos tramos”, mientras se mantienen “las piedras del muro de la vergüenza levantado hace años para defender el beneficio inmobiliario”, indican en un comunicado.

Del mismo modo, resaltan que en la playa del Portil se levantan muros de protección frente a las aguas o “se destruyen las dunas protectoras” que se siguen formando en sus sitios habituales, generando esfuerzos e inversiones privadas y públicas para la retirada de las arenas.

En cuanto a Punta Umbría, se refieren a su pérdida de suelo forestal, de los bosques de pinos y enebros o la destrucción y ocupación de dunas; que se completa con una creciente ‘chiringuitización’ de sus playas y ocupación de la ría por una línea continua de puertos deportivos.

Ecologistas colocan bandera negra también a la ría de Huelva, refiriéndose a los vertidos como el de esta primavera, que “afectó a las embarcaciones del Club Naútico y al Paraje Natural Marismas del Odiel”, para recordar “el riesgo inherente de una ría ocupada por instalaciones industriales altamente peligrosas”.

El ranking lo terminan las playas de Mazagón, donde “un año más sigue sin completarse la conexión del sistema de alcantarillado a la red de depuración de aguas residuales”, y Matalascañas, señalando que la rotura del alcantarillado en el paseo marítimo y “la sombra de una larga pantalla impermeable de edificios en primera línea”, demuestra la “insostenibilidad de una urbanización de dimensiones monstruosas en una playa cada vez más destruida”.

Además de las ‘Bandera Negras’, Ecologistas en Acción también ha señalado ‘Puntos Negros’ con impactos significativos pero de menor gravedad, en la playa fluvial de Sanlúcar de Guadiana, Isla Canela, el vertido en Pozo del Camino (Isla Cristina y Ayamonte), el vertido al Caño del Puntal (Isla Cristina), EDAR de Isla Cristina, la ocupación de la lámina de agua y proyecto de ocupación de la orilla en El Rompido (Cartaya), el colector de Mazagón y paseo marítimo de Matalascañas.

“PRIVATIZACIÓN” CON LA LEY DE COSTAS

Desde Ecologistas han mostrado asimismo su rechazo a la aprobación de la nueva Ley de Costas, que “consagra definitivamente la privatización real de zonas de dominio público, en beneficio de ocupaciones eternas por construcciones residenciales y chiringuitos, con mayor invasión y privatización del espacio público”.

“En Huelva seguimos contando con muchos kilómetros de playas naturales, desde las playas de Doñana hasta las de la Flecha el Rompido, pasando por las del espigón de Huelva o las de zonas de Isla Cristina, el parador de Mazagón, Punta Umbría o la desembocadura del Guadiana. Es fundamental mantener esta riqueza natural porque su valor es de lo poco que permanece estable y sostenible tras el desastre generado por la fiebre del ladrillo, de la que demasiados responsables políticos parecen tener nostalgia o estar ‘enganchados’”, han concluido.