Lunes, 23 septiembre 2019


Relacionadas

 


Las protestas de Hamburgo comienzan a tener réplicas en otras ciudades alemanas



9 de enero

La tensión en Hamburgo continúa y comienza a tener repercusiones en otros puntos de la república germana. Tal y como advierten las autoridades, se está produciendo un “efecto imitación” y en varias ciudades de Alemania, como Berlin, Dresden, Frankfurt o Gottingen, ha habido ya pequeñas protestas en apoyo a los manifestantes de Hamburgo, según recoge el diario Taz.

A nivel político, Los Verdes llevarán al parlamento de Hamburgo una propuesta de revocación del área de peligro y del blindaje policial de la ciudad alemana. Sin embargo, pocos cambios se pueden esperar, ya que el SPD, con 62 diputados, y la CDU, con 28, tienen la mayoría parlamentaria en la ciudad-estado y se posicionan claramente a favor de la medida.

El líder del SPD Ralf Stegner ha advertido de una posible escalada de la violencia. “Contra la violencia contra los agentes de policía, el Gobierno debe continuar con una estrategia de tolerancia cero”, ha defendido, según recogen varios medios alemanes. “El monopolio de la fuerza debe permanecer con la policía y la protección de la salud de los agentes es esencial”, ha agregado.

Las manifestaciones se suceden en Hamburgo y también los momentos de tensión. Algunas de las marchas espontáneas, que ahora protestan contra el establecimiento de la zona de peligro, acaban en enfrentamientos con la policía. En la zona de peligro, la policía puede registrar a cualquier persona sin que se produzca una causa aparente. Los barrios más afectados son los de St. Pauli y Altona, conocidos por sus activos movimientos ciudadanos y de izquierda.

Podría ser inconstitucional

Algunos juristas alemanes ya han alzado la voz en contra del establecimiento de la zona de peligro, cuya aplicación consideran inconstitucional, según recoge el diario Zeit Online. La policía de Hamburgo ha realizado controles, sin que haga falta un motivo, a unas 600 personas desde el sábado. Durante las noches, se aplican órdenes de alejamiento sobre pequeñas áreas, como calles o plazas donde se realicen manifestaciones.

Por su parte, la embajada de los EEUU en Hamburgo ha emitido un comunicado dirigido a sus ciudadanos, en el que les pide que eviten las zonas donde se produzcan protestas. “Incluso las manifestaciones que pretendan ser pacíficas pueden acabar en confrontaciones y volverse violentas”, advierten.

Fuente: Lamarea.com